El intendente de La Plata, Julio Garro, elevó una nota al OCEBA advirtiendo por el “enorme perjuicio” que provoca la falla eléctrica a los vecinos que llevan casi dos días sin servicio.

Con una durísima carta, el intendente de La Plata reclamó al Organismo de Control de la Energía Eléctrica de Buenos Aires, que tome intervención a raíz de los prolongados cortes de servicio que afectan a los vecinos de la zona norte de La Plata desde la noche del sábado.

En la nota advirtió sobre las “falencias en la prestación del servicio por parte de la empresa EDELAP que afecta a miles de familias” y por el “enorme perjuicio” que les ocasiona, y que, dijo, son “exclusiva responsabilidad de la prestataria”.

Así pidió que se aplique la “Máxima sanción posible que permita el contrato de concesión” y que esos montos se bonifiquen “en la tarifa de los consumos de nuestros vecinos afectados”.